COPYRIGHT©PERU 2012 ALL RIGHT RESERVED. Prohibida su reproducción total o parcial

sábado, 26 de marzo de 2016

UN BREVE COMENTARIO ACERCA DE LA EXPOSICIÓN RETROSPECTIVA DE EMILIO RODRIGUEZ LARRAÍN EN EL MALI











El pasado martes 16 de marzo, se realizó la exposición retrospectiva Rodríguez Larraín, del artista Emilio Rodríguez Larraín en el Museo de Arte de Lima (MALI) donde se exhibe una selección de lo más destacado de la producción artística de este recientemente fallecido artista y que estará abierta al público hasta el día 14 de agosto del 2016. La curaduría estuvo a cargo de Natalia Majluf, directora del MALI y  de Sharon Lerner, curadora de arte contemporáneo de dicho museo.

Emilio Rodríguez Larraín (Lima-Perú,1928-2015)
Artista y arquitecto, con estudios en la Escuela de Ingenieros de Lima, fue uno de los jóvenes artistas quienes formaron parte de la “ruptura” con el arte académico y el indigenista denominada renovación modernista, que apareciera en el año 1947 pero se consolidaría posteriormente en los años sesentas y en adelante. 

Conformó junto a Jorge Eduardo Eielson(Lima-Perú,1923-Milán-Italia 2006), Eduardo Moll (Leipzig – Alemania, 1929), Benjamín Moncloa (Lima-Perú,1927), Jorge Piqueras(Lima-Perú,1925), Joaquín Roca Rey(Lima-Perú,1923-2004), Fernando de Szyszlo(Lima-Perú, 2915) entre otros, aquel grupo de pioneros de la Abstracción en el arte peruano. 

Su paso por Francia, Italia, España y Estados Unidos le permitirían asimilar las nuevas tendencias de la vanguardia internacional, algo que lo motiva a romper con lo establecido dentro del arte convencional en el Perú.  En 1976 obtiene la beca Guggenheim. Con el transcurrir del tiempo su arte evoluciona y se transformará en un arte sin ataduras ni etiquetas.

Sus aportes en el arte se deben a sus técnicas poco ortodoxas de hacer arte que tienen un origen autodidacta pese a su formación, como por ejemplo: pintar y luego exponer a la intemperie sus obras por un tiempo determinado obteniendo resultados asombrosos e interesantes, consecuencia de una libertad absoluta en su concepción y ejecución técnica que consiguieron convertirlo en un referente importante en el arte peruano de su generación, además de ser un artista que vivía siempre creando para sí mismo, nunca para el gusto del galerista o del cliente. Entre los premios y reconocimientos obtenidos a lo largo de su carrera destacan: El premio de pintura Tekno química (Lima-Perú, 2007); El Premio Moncloa (Lima-Perú, 1955), el Premio de la Fundación William y Nora Copley (Chicago-USA, 1955) y el  Premio de Europa (1972).

Aunque con el transcurso del tiempo su abstracción se hizo cada vez más minimalista, de atmósfera surrealista y si su arte no es figurativo, se puede distinguir cierta distorsión figurativa, como en su serie pictórica dedicada a los ángeles, donde se advierte la presencia de los mismos aunque su trazo sea suelto y evidentemente abstracto y su color no es puro, sino más bien, su paleta es predominantemente fría, aligerando ciertos colores con blanco y en otros se aprecia el contraste de blanco y negro o fondos blancos con colores puros aplicados empleando el Dripping  y el Action painting, que impondría Jackson Pollock (USA,1912-1956) a mediados de los cuarentas hasta su muerte en 1957, además de diversas técnicas que han formado parte de la exploración creativa del propio Rodríguez Larraín, sin embargo, algo opuesto sucede con sus esculturas cuyas estructuras poseen líneas geométricas, apostando más por lo monócromo o bícromo ya sea en negro, tonos sienas o naturales en los acabados.

Si aquella libertad de estilo-especialmente en su pintura-no ha hecho de ésta lo suficientemente prolija técnicamente hablando, contrariamente a su escultura e instalaciones-ambas de una marcada precisión en sus líneas y en su composición-  lo cierto es que el aporte más importante de Emilio Rodríguez Larraín al arte peruano es el haber introducido un estilo vanguardista de completa libertad tanto  en el arte escultórico como en el pictórico dentro de una generación de artistas peruanos quienes establecieron un antes y un después en el arte peruano convirtiéndolo en uno  de los  iniciadores de la etapa contemporánea del arte en el Perú.



ROSA MARÍA VARGAS R.
Crítica De Arte, Historiadora Y Curadora Independiente

Fotos y diseño: Rosa María Vargas R.

Artículo: Emilio Rodriguez Larraín: Un artista sin ataduras ni etiquetas, publicado en la Revista virtual Lima en Escena: http://limaenescena.blogspot.pe/2016/03/emilio-rodriguez-larrain-un-artista-sin.html

NOTA: La exposición estará abierta hasta el día 14 de agosto del 2016 en el Museo de Arte de Lima (MALI), Paseo Colón  Nro. 125 - Parque de la exposición. Lima 01-Perú.

sábado, 19 de marzo de 2016

MI APRECIACIÓN ACERCA DE LA EXPOSICIÓN “BUSCANDO A PIZARRO”, DEL ARTISTA MARCEL VELAOCHAGA, EN LA GALERÍA DEL ICPNA DE MIRAFLORES


El pasado 16 de Febrero del 2016, se inauguró la exposición BUSCANDO A PIZARRO, del artista Marcel Velaochaga en la Galería del Instituto Peruano Norteamericano (ICPNA) de Miraflores. Esta muestra está constituída por 11 lienzos de una serie que fue concebida y trabajada por el artista desde el año 2013 hasta el presente año.

MARCEL VELAOCHAGA (Lima-Perú, 1969). 
Artista egresado de la Escuela Nacional Superior Autónoma de Bellas Artes del Perú (1989-1995). Posteriormente trabajó en el taller de grabado Arte/Oficio en el lapso de 1995 a 1996. Además de su trabajo como pintor, incursionó en la ilustración trabajando en el suplemento de la “Revista” del diario nacional "El Peruano"(1992-1995).  Su talento lo ha llevado a participar en diversas exposiciones y bienales, tanto en el Perú y como en el exterior, entre ellas destacan: La Bienal de Sao Paulo–Valencia (2007), Bienal de Arte Latinoamericano del Bronx en Nueva York (2008) y la Trienal de Chile (2009).Entre los reconocimientos más importantes se encuentra  el primer lugar del Salón Regional de la 3era Bienal Iberoamericana de Lima (1999), obtenido junto al Colectivo Perú Fábrica, del cual fue integrante entre los años 1999 al 2001. Su producción artística forma parte de colecciones privadas en el  Perú y el extranjero.

En BUSCANDO A PIZARRO, Marcel Velaochaga apela a la memoria histórica del Perú y a la apropiación, teniendo como imagen icónica protagonista a la figura del Conquistador Francisco Pizarro –imagen extraída de la obra del pintor Daniel Hernández( Huancavelica-Perú, 1856 – Lima-Perú, 1932), lienzo que pintara en 1928. Partiendo de dicha imagen  el artista conjuga  diversos contextos de nuestra historia, apelando a la ironía y a la sátira  para construir una atmósfera bizarra en la cual se entremezclan no solo la tradición y la cultura sinó también otros males endémicos de nuestra sociedad: la corrupción, la violencia y la opresión de la clase dominante, elementos de una realidad peruana atemporal heredada de Pizarro y los españoles desde su llegada al Perú en el siglo XVI; y que, gracias a la habilidad de Velaochaga, se convierte en suerte de analogía, donde a pesar de las numerosas coyunturas políticas y sociales por las que atravesó el Perú, nos demuestra que la historia es cíclica: los procesos políticos, sociales, económicos etc. son los mismos pero lo único que cambia son los actores, y la evolución positiva o negativa han sido y serán una constante de la realidad peruana de ayer, hoy y siempre.

En esta serie, la aplicación del color por parte del artista es básicamente en planos y en capas, el tratamiento del mismo es producto los efectos obtenidos con las técnicas de la gráfica. Su paleta posee una diversidad cromática que por instantes se puede asociar al naturalismo académico y en otros se observan colores más cercanos a los tonos de las escalas de Pantone, esto último es una característica indiscutible del color en el  diseño gráfico. Asimismo, se pueden apreciar otros íconos visuales del arte peruano, tal es el caso de Atahualpa, extraído de la obra de Luis Montero “Los funerales de Atahualpa” y cuya versión “pop art” realizaría el propio Velaochaga en el año 2005;  las mujeres del ande del  Pintor Quispejo o una inscripción de la obra dedicada al libertador Simón Bolívar realizada por José Gil de Castro en el siglo XIX forman parte de la iconografía de esta muestra.

Con esta  suma de apropiación de imágenes, el artista nos invita a realizar una reflexión crítica de la historia contemporánea del Perú en todos sus aspectos a través de la pintura: técnica y propuesta que  Marcel Velaochaga maneja con suma destreza y que lo ha convertido en estos últimos años en uno de los artistas más destacados de su generación.


ROSA MARÍA VARGAS R.
Crítica de arte, Historiadora y Curadora Independiente

Fotos y Diseño: ROSA MARÍA VARGAS R.


NOTA: La exposición estará abierta al público hasta el día  Domingo 20 de Marzo del 2016, en la Galería del ICPNA de Miraflores: Av. Angamos Oeste 120 - Miraflores, Lima-Perú. Horario: de 11:00 a.m. hasta las 8:00 p.m.

viernes, 11 de marzo de 2016

UN BREVE COMENTARIO ACERCA DEL PROYECTO DE INNOVACIONES TELEFÓNICAS DEL MUSEO DE ARTE DE LIMA (MALI) EN SOCIEDAD TECNOLÓGICA CON TELEFÓNICA DEL PERÚ.


El pasado día miércoles 09 de Marzo del 2016 se llevó a cabo la conferencia de prensa  en el Salón Prado, del Museo de arte de Lima (MALI), en la cual se presentó  el  Proyecto de Innovaciones Tecnológicas junto a su socio tecnológico Telefónica del Perú, empresa de Telefonía  presente en 21 países y cuenta con más de 322 millones de clientes a nivel mundial y desde hace 18 años ha venido colaborando con el MALI en la realización conjunta de diversas exposiciones de los más destacados como Sérvulo Gutiérrez, Elena Izcue, Tilsa Tsuchiya, Mario Urteaga, Fernando Bryce, entre otros, además de cinco muestras que formaron parte del proyecto educativo “Arte para aprender”, además de la edición de  publicaciones del Museo.

El  Museo de Arte de Lima, Inaugurado en 1956 por el patronato de las artes de Lima, está ubicado en el antiguo Palacio de la Exposición junto al parque de la exposición (construido con la entonces innovadora arquitectura de hierro, durante el último tercio del siglo XIX para la exposición internacional de Lima de 1872, evento al cual deben su nombre). Sus instalaciones albergan más de 17,000 piezas, una colección  que abarca 3,000 años de arte peruano, razón por la cual es considerado uno de los museos más importantes del Perú y a nivel internacional. La  actual directora del museo es Natalia Majluf  y el presidente del patronato del museo es Juan Carlos Verme Gianonni.

En dicho evento se presentó una nueva tecnología puesta al servicio de los visitantes a las salas de exposición permanente del museo, quienes vivirán una experiencia digital que consiste en:  el acceso gratuito al servicio de conexión inalámbrica de internet (WI-FI) y  la aplicación audiovisual  bilingüe de video guías: MALI App(de descarga gratuita en los sistemas operativos iOS y Android),  de este modo, quienes recorran el museo podrán ser guiados a través desde su teléfono móvil, además del uso de módulos con pantallas interactivas táctiles(Touch Screen),donde se podrá consultar información de las colecciones forman parte del MALI. Asimismo, cuentan con una infografía interactiva  que explica los procesos de restauración de la obra “Los funerales de Atahualpa”(1867), del pintor Luis Montero(Piura-Perú,1826 / Callao-Perú, 1869). Quienes al visitar el museo no cuenten con un dispositivo móvil, el museo ofrece el servicio de alquiler de Tablets a quienes lo soliciten. Próximamente incorporaran otras aplicaciones virtuales que harán mucho más entretenido y placentero el recorrido por las salas del MALI.

Algo que se debe destacar es el loable apoyo y difusión por parte de la empresa privada, como es el caso de Telefónica del Perú, no solo como mecenas del arte y la cultura, sinó también,  poniendo la tecnología al servicio de una institución importante para el arte peruano como lo es el MALI, además de otras instituciones nacionales, manteniendo así una de las  premisas de la empresa y  de la cual hizo eco su presidente en Perú, el Sr. Javier Manzanares Gutiérrez: “En Telefónica creemos que el arte y la cultura son esenciales para fortalecer la identidad nacional”.

Iniciativas como esta contribuyen a la cultura y al arte peruano, y específicamente en el caso del MALI, incrementará el interés del público por  apreciar el arte peruano de una forma didáctica, amena e  ilustrativa;  y ahora, gracias a la tecnología, lo elevará  al  mismo nivel de los más importantes museos del mundo(a los cuales no tiene absolutamente nada que envidiar) y que convertirá al MALI en un punto de visita obligada dentro del diverso circuito museístico de la ciudad de Lima.


ROSA MARÍA VARGAS R.
Crítica de arte, Historiadora y Curadora independiente

Fotos y Diseño: Rosa María Vargas R.


NOTA: La dirección del Museo de Arte de Lima es:   Paseo Colón Nº 125  o también se puede ingresar por la puerta principal del parque de la exposición en la Av. 28 de Julio altura del cruce con la Av.Garcilazo de la Vega, en la Ciudad de Lima, Perú.